19 nov. 2016

Armonías y buenas relaciones entre Vinos Montes y Quesos Ananké

El vino forma parte de nuestra civilización, esta entre nosotros hace más de 6.000 años, nos acompaña en las buenas y en las malas, comienza como alimento y termina como un placer.

En la degustación presentada por LácteosAnanké, las sommeliers hicieron una propuesta de armonía que voy a compartir con ustedes. Varios vinos, varios quesos, los vinos son distribuidos por Casa Oliveira.





La primera experiencia fue Queso Paramero Joven,  de corazón firme con una corteza blanca suave, blanda, aterciopelada, de aromas lácteos, suave acidez, cremosidad envolvente invita a pasearse en el paladar con un vino MontesReserva Sauvignon Blanc 2013, de color amarillo claro, brillante, con aromas de hierba fresca, grama recién cortada, notas cítricas como el limón, toronja, frutas dulces que nos evocan el durazno, y tropicales como la parchita, aparecen notas florales y vegetales originarias de un “terroir” expuesto a bajas temperaturas como son los de los viñedos de Casablanca, en donde se cultivan la cepa Sauvignon Blanc.

La armonía entre el Queso Paramero Joven con 50 días de maduración y el vino Montes Sauvignon Blanc 2013, un vino fermentado en cubas de acero inoxidable, sin guarda en madera. lograron una empatía y armonía fresca, suave, inclusive elegante y sobria, perfecta para estas temporadas de fiestas en la que los buenos momentos disfrutados minuto a minuto, nos recuerda que el placer de compartir con vinos y queso es una excelente opción.
Del vino soy amiga, cada día con mayor respeto buscando calidad, no abusando de su generosidad,  cada sorbo lo disfruto con todos mis sentidos para descubrir paso a paso sus bondades, es mi ritual. 

Recomendaciones:
El vino debe estar a una Temperatura de Servicio: Servir entre 10o C y 12o C.
El queso debera estar en la nevera entre 5oC a 10oC, sirvalo 20 minutos para dejar salir sus sabores.







-->







Me gustaría ser todo de vino y beberme yo mismo” (Federico García Lorca)